¡Almaz Ayana campeona olímpica y rompe récord del mundo!

"MI DOPAJE ES MI ENTRENAMIENTO Y MI FE"

ALMAZ AYANA.

El día de hoy fuimos testigo de una gran hazaña, Almaz Ayana logró récord del mundo en 10mil metros con un tiempo de 29:17.45, dejando atrás el récord de 29:31.71 que poseía desde 1993 la "misteriosa" Wang Junxia.

 

Pasaron 23 años para poder ver esta gran hazaña de una colosal atleta, fue mágico, me puso eufórico verla puntear con tal soltura y pulverizó el récord del mundo.

Un compañero del equipo de atletismo de China redactó una carta en donde admitía que su entrenador los dopaba, incluyendo a Wang Junxia, dueña aún del récord de 3mil metros.

 

El dopaje es una realidad que se oculta en atletismo de alto rendimiento, desde atletas hasta federativos, por eso la declaración de Almaz Ayana "Mi dopaje es mi entrenamiento y mi fe" que se ha entrenado con tesón para ganar las olimpiadas y empezar a escribir su leyenda con letras doradas.

 

Ayana dedicó su victoria a su marido y entrenador, Soresa Fida, un corredor de 3.34 minutos en los 1.500. “Mi marido me guía cada día en mis entrenamientos y en mi vida privada. Cuida de todos los detalles, me ayuda a comer bien, a relajarme y a motivarme”.

 

También hay que destacar lo que hicieron Cheruiyot y Dibaba, las ganadoras de plata y bronce.

 

La maternidad no es obstáculo para triunfar, todo lo contrario. La medallista de bronce en la final de este viernes, Tirunesh Dibaba, casada con Sileshi Sihine, el año pasado, fue madre antes de lograr su quinta medalla olímpica. La keniana Vivian Cheruiyot tuvo su primer hijo en 2014, a punto de cumplir los 30 años, una rareza en el Este africano.

Sin duda es una atleta que seguirá triunfando y pulverizando récords.

¡Qué grande!

 

Por un corredor más, Omar Martinez, @Vomarmar en twitter e instagram.

‪#‎CorrerMeHaEnseñado‬

¡Cambio y fuera!