· 

Cuando sientas desánimo, recuerda por qué corres

Cuando te sientas cansado o con desánimo RECUERDA POR QUÉ CORRES.

Es así como callas a tu voz pesimista y escuchas a tu voz optimista, la que te motiva y te da fuerza para seguir adelante a pesar de los obstáculos a los que te enfrentes.

 

Cuando te sientas frustrado porque no progresas o porque no consigues tu objetivo, recuerda por qué empezaste a correr.

Recuerda el entusiasmo que tenías cuando aún sólo trotabas,

Recuerda cuando todo te parecía nuevo.

Recuerda tu primera competencia.

Recuerda ta sensación de libertad.

Recuerda la felicidad.

Recuerda que decías que no te rendirías.

 

Correr es un deporte de muchos altibajos, no siempre se está al cien por ciento, en los momentos más difíciles debes recordar las razones por las que tienes que continuar.

 

Correr me ha enseñado que para para progresar en este deporte. tenemos que aprender a entrenar nuestra mente por delante de nuestro cuerpo, no desgastarnos tratando ser mejor que "alguien", sino ocuparnos de nuestros errores y mejorar nuestras debilidades, ser pacientes y perseverantes hasta alcanzar nuestra meta anhelada.

 

El ánimo por la vida no se refleja sólo en la capacidad de persistir sino también en la disposición de volver a empezar.

 

Les saluda con cariño un corredor más Omar Martinez Vomarmar deséandoles lo mejor y mucho éxito en sus entrenamientos.

Si te gusta mi contenido, te invito a visitar mis otras redes sociales:

@CorrerMeHa

https://www.facebook.com/corrermeha/

https://twitter.com/CorrerMeHa

https://www.instagram.com/corrermeha/

@Vomarmar

https://www.facebook.com/VomarmarOmarMartinez/

https://twitter.com/vomarmar

https://www.instagram.com/vomarmar

Grupo de Facebook: Correr Me Ha Enseñado

web: www.corrermeha.com

#CorrerMeHaEnseñado